lunes, 14 de junio de 2010

AMOR


"Si te has pasado la vida creyendo una cosa, resultaría terrible descubrir que no es verdad. A veces, solo a veces, es mejor olvidar el hambre que impone la sinceridad y protegernos."
 He aqui, unas líneas de un maravilloso libro, que hace poco recordé, mejor dicho me recordaron, y que hacía mucho tiempo que no releía. Y seas de la religión que seas, creas o no en Dios, en tu Dios, o simplemente no creas en ningún Dios. Tenga la validez que tenga dicho libro, queramos darle la validez que queramos, nos creamos o no que lo que cuenta. Lo que nadie puede negar, como de cualquier libro, es que tiene cosas muy interesantes, y que podemos aplicar a la vida misma. Puede que a mi no me guste el Tibet o los Picos de Europa, o que no me gusten los Andes, pero el que yo no lo crea, no significa  que no son una maravilla. Esto mismo, es aplicable a este libro, como a cualquier cosa.

Nuevo Testamento. Primera Carta a los Corintios:


El amor es paciente y bondadoso. El amor no es envidioso. No es presumido ni orgulloso. El amor no es descortés ni egoísta. No se enoja fácilmente. El amor no lleva cuenta de las ofensas. No se alegra de la injusticia, sino de la verdad. El amor acepta todo con paciencia. Siempre confía. Nunca pierde la esperanza. Todo lo soporta.
El amor no tiene fin.

Un abrazozzz
SVF