lunes, 26 de enero de 2009

ARRIESGAR

Bueno...aqui voy con un estilo diferente, en cuanto a que introduzco algo erótico, a ver si os gusta....y os quita algo de la espera de la III parte de la guarida de penas. Un abrazo

Arriesgar es poner a riesgo las cosas. Todas las decisiones de la vida son arriesgadas. Por ello no existe ninguna persona segura, porque en todo lo que hacemos arriesgamos algo, aunque solo sea el simple hecho de equivocarse…

David nunca había llorado. Ni si quiera el día que su padre murió precipitándose desde el andamio. Era un hombre reservado, sensible y por ello no expresaba nunca lo que sentía, para que no le hicieran daño.

Esta tarde, saboreó por primera vez lo que siente una persona cuando llora con toda el alma, cuando se acaban las lágrimas y deseas seguir llorando. Las nauseas, y los vómitos injuriosos, a veces mas amarillentos que la propia bilis. Descubrió que su coraza contra el mundo no era perfecta, tenia taras, y por una de ellas, esta tarde, se resquebrajó por completo.

David sintió petrificarse su expresión facial, sus ojos secos ante lo inédito, su orgullo con herida mortal, y todo ante aquella estatua: Patricia gemía como poseída sobre el asta viril de aquel hombre de piel clara, casi pálida y ojos verdes oscuros temerosos al encontrarse con los de David.

“Eres solo una puta que no mereces nada” pensó a sus adentros.

Pero No abrió la boca (bien, su orgullo aún tenía vida)

Aquella noche, notaba el cálido acero sobre su frente del revolver que heredo de su padre, un S&W 38 SPL. No podía creerlo, aun recordaba la noche que conoció a Patricia:

Estaba en un bar de copas, esperando a un amigo que había ido al baño a “expulsar los malos tragos de su estomago” y ella se le acerco:

---- ¿Hola nene, tienes fuego porfi?

Él mirándola a los ojos, le dijo tajante:

----“tus ojos si que tienen fuego, y esta noche serán míos. Claro que tengo fuego.”

----“no te hagas ilusiones nene, nunca seré tuya.”

Acto seguido se encontraban compartiendo sabiduría sus lenguas, las manos de él abrazaban la cintura de ella, que vestía unos “yins” azul oscuro con una bonita camisa azul mate, y del cuello una corbata azul oscura que se balanceaba por el túnel que dibujaban sus senos.

La lengua de ella era un auto a toda velocidad por las curvas de sus orejas…las manos de él sujetaban las nalgas de ella con fuerza para suspirar y cerrar los ojos imaginándola en ropa interior…

Le cogió una mano----“sígueme” le susurro al oído----él se cruzó con sus ojos brillantes, no, no era la luz, eran sus ojos…

Llegaron al baño de mujeres, se metieron en uno de los habitáculos y cerraron la puerta. Acto seguido Patricia le besó fuerte en los labios carnosos y atractivos de él. Le empezó a desabrochar la camisa, botón a botón…y recorría el cuello de David lentamente, de vez en cuando miraba de soslayo sus ojos de deseo y aún llenos de sorpresa, esos ojos que tanto morbo mostraban…tras quitarle la camisa, encarceló los pezones entre sus labios, uno, después el otro…recorriendo el largo camino entre ambos con su lengua sobre la piel del su pecho suave, bien moldeado en el gimnasio…las uñas a la par iban recorriendo su espalda, dejando pequeños surcos, tras de sí aparecían puntitos que reflejaban la piel erizada de él…

David le agarró los brazos, la subió y la beso de nuevo, empezó a recorrer las curvas de su espalda, de su cadera…ella suspiro y le mordió el labio inferior…le llevó una de las manos a uno de sus senos, él lo acarició con pequeños recorridos en circulitos, en ovalaciones con las que sentía oleadas de placer…y después lo apretó, suave, delicadamente pero lo suficiente para que ella lo notara comprimirse contra su cuerpo…acto seguido con su mano libre le acaricio su trasero…introdujo un dedo entre los “yins” y su piel. Notó el escalofrío de placer de ella…los labios de ambos no se separaban ni por la risitas que les llegaban desde fuera…no existía nadie, nada. Solo ellos dos…en aquel baño…en aquella hoguera de pasión…

David desabrochó el pantalón, se deshicieron de él, giro a Patricia, comenzó a besar toda la espalda de ella mientras acariciaba sobre la camisa sus pezones marcados.

Patricia notaba cada beso durar una eternidad, no había tiempo, no había espacio, solo aquellos besos cálidos, tiernos, sobre su piel caliente. Con cada uno aprendió lo que es subir al cielo para bajar de nuevo a lo terrenal. Descubrió que realmente existe algo llamado cielo…

Tras largo camino…llego a sus redondas nalgas con un bonito marco rojo, esta vez también los besó, y empleo su lengua para escribir dos letras en ella… ella le agarro la cabeza por los pelos, ansiosa…le dio la vuelta a David y le pidió que la poseyera allí mismo…----”ya, venga por favor…”----“Aún no cielo…aún no…”----Se escuchó un gemido intenso, pero inaudible fuera, y un dedo de David se dejo caer sobre el triangulito rojo delantero…le aferro la cabeza contra ella y le besó tan fuerte que sus labios no eran dos…solo eran unos labios, un único ser…

----“Ahora me toca a mí”----le dijo con la mirada furtiva, y sentó a David sobre la tapadera del inodoro…retiro los pantalones de él mirándole a la cara en todo momento…David estaba perdido en aquellos dos soles de fulgor, en un bosque de lujuria donde estaban solo ellos dos…y cuando se quiso dar cuenta, la punta de la lengua de Patricia estaba haciendo travesuras…cerró los ojos…cogió aire y le temblaron las piernas…

Ella se levanto…subió su mirada lasciva…y de rodillas sobre David se acordó del fuego que le pidió un rato antes… ¿solo había pasado un rato o una vida entera?...

Entonces David…recordó aquellas palabras de Patricia confiadas en su victoria…se puso en pié, lanzo lejos el revolver de su padre, y pensó que no merecía la pena…

la vida esta llena de obstáculos, y hay que saber sobreponerse a ellos

Al fin y al cabo, nuca fue suya, él lo sabía, y aunque nunca quiso hacerse a la idea, luchó por ello. Perdió, ahora…toca lamerse las heridas y seguir adelante.

“Quien no se equivoca de vez en cuando es porque no arriesga y si no afrontas nunca la adversidad, jamás conocerás tus fuerzas”

July

12 comentarios:

Lety dijo...

sin palabras me he quedado. me encanta ^^ gracias wapo

July dijo...

me alegro Killa ;)

July dijo...

upssssssssssss...................

Xikos/AS!!!!!!!!....peRDONNN, creo que al ir a publikar 4 comentarios (Arantza, Yo de yolanda,Elsie y de claudia creo que era el ultimo o era ivana??? ais k desastre soy....) les he dado a rechazar creo, porque nos los veo publikados, y no estoy seguro ya de si le di a publikar o a rechazar :( lo siento xikas :(

Espero que perdonen mi torpeza (es lo que me pasa por ponerme al ordenador dsp de la minisiesta...
:(


De cualkier forma...MUXAS GRACIAS, me alegro de que os gustara, y de que os llegara. Arantza me decia k el comentario del final...le toco...como los barkitos...."tocada" me alegro Niña ;)

UN abrazo a todasssssss

July

Lorenita. dijo...

aki dejo mi huella de new..

Arantza G. dijo...

"Quien no se equivoca de vez en cuando es porque no arriesga y si no afrontas nunca la adversidad, jamás conocerás tus fuerzas”
Gracias. Me ha ayudado. A veces necesitamos de un empujón para cruzar.
Un beso.

Anónimo dijo...

perdonado
"Yo" de Yolanda

July dijo...

Gracias Yo de yolanda.

Gracias Arantza, me alegro muxo de que te haya ayudado ;) cualkier cosa, aki estoy ;)

Manuel Carlos dijo...

Todas las decisiones conllevan riesgo.Menos mal que es así, de lo lo contrario todos seriamos iguales. Lo que nos diferencia a unos de otros son nuestras decisiones. Todo en la vida es una decisión o una elección, tan sólo una cosa nos viene dada de nacimiento, la familia y con ella nuetra genética, el resto de cosas nos suceden dependiendo de las decisiones que hayamos tomado.
Un saludo.

Mei dijo...

“Quien no se equivoca de vez en cuando es porque no arriesga y si no afrontas nunca la adversidad, jamás conocerás tus fuerzas”

A mí también me gustó esto. Creo que me ayudará bastante en algo que tengo pendiente.

Besotes!

irene dijo...

Ay, ay, ay, ay, ay, cómo me hubiese gustado haber sido valiente para arriesgar más en mi vida, casi siempre me pasó lo que a David, la puñetera coraza para no sufrir, pero también, por desgracia, para no gozar, aunque un poco tarde, la lección está aprendida, puede serme útil todavía, o si no, para mi próxima reencarnación, jajajaja, si me acuerdo.
Un beso, July.

July dijo...

Me alegro Mei :)

Irene, ya sabes, NUNCA es tarde, asi que y sabes :)

Un abrazoooozzzzzz

rekete dijo...

Muere lentamente quien evita una pasión, quien prefiere el negro sobre el blanco, quien no prefiere arriesgar por una desilusión.